16

La crianza no es cosa de médicos

Desde que nació Mara(moto) me pregunto cada día en qué momento los médicos y enfermeras tomaron el control de la crianza de nuestros hijos. Me intriga.

Como decía Pilar en otro post, “cada mujer sabe lo que es mejor tanto para ella como para su hijo“, así que, ¿por qué todo el mundo tiene que empeñarse en hacernos creer que no?

Yo no sé más que nadie. Tampoco tú. Pero yo sí sé qué necesita mi hija. Sé qué quiere, qué siente, qué tiene. He aprendido con ella, de ella.

Si no está enferma  ( y todo está bien), ¿qué papel debería cumplir el pediatra? Muchos pensarán que precisamente su misión es evitar que enfermen pero ¿no creéis que para ello no es necesario entrar a controlar la crianza y la educación de tus hijos?

El médico (no) lo sabe todo

Para generaciones como la de mi madre, lo que decía el médico nunca era cuestionado, ni lo más mínimo. Ellos sabían mejor que nadie qué había que hacer: “si el médico lo dice, por algo será”.

Médico

“Uy parece que esta señora no está muy bien… de la chaveta.”

Y así empezaron a organizarse planes de crianza que contenían la verdad única, absoluta: la opinión del médico. Madres y padres confiados en sus paradigmas, dejaban a ellos decidir sobre alimentación, sueño o educación. El problema es que muchos de los consejos, o más bien imposiciones, que despachaban a diestro y siniestro poco tenían de fundamento, ni el más mínimo respaldo científico. Además, ¿acaso criar a un hijo es una ciencia exacta? OMG!

Las amenazas siempre estaban presentes: “no coge peso así que tu leche no alimenta”, “¿colecho? ¡qué barbaridad! el niño debe dormir en la cuna”, “déjelo llorar que es bueno, se le ensanchan los pulmones”, “¿grietas en los pezones? eso es lo normal o acaso creías que esto de la lactancia no tenía que doler”.

Todas estas afirmaciones (absolutamente falsas), que parecen una exageración y no lo son, forman parte de una realidad muy reciente, tanto que seguro que aún hay más de uno que te suelta estas lindezas en la consulta.

Los pediatras no son nutricionistas, ni psicólogos, ni educadores, ni expertos en crianza. Son médicos. Y humanos. Muchos de ellos necesitan (de forma urgente) una renovación tanto de pautas como de conocimientos.

A veces las cosas son más sencillas de lo que creemos. Si todo está bien, ¿por qué tendrías que preocuparte? No creo que haya que mediatizar la crianza.

De hecho, si de un pediatra a otro hay un abismo, de las pautas que se dan de un país u otro ya ni hablamos. Y es que, las recomendaciones pediátricas que se dan en España nada tienen que ver con las que se ofrecen en Irlanda, Francia o México.

Aunque nuestro instinto parezca adormecido, está ahí. ¡Solo hay que dejarle despertar!

Recomendaciones de ¿médicos?

Miedo me dan las recomendaciones en cuestiones de salud. Si hace 30 años poner a dormir al niño boca abajo estaba a la orden del día, hoy se considera una causa probable de muerte súbita del lactante. Ahora, a los niños mejor ponerlos a dormir boca arriba.

Como ésta, muchas recomendaciones  han pasado a considerarse peligrosas. Y no solo en cuanto a cuidados del bebé se refiere.

publicidad del tabacoSolo tenemos que viajar a los años 50 y observar como la publicidad de la época nos animaba a fumar (sí, sí, a fumar). ¿Y quiénes lo recomendaban con una gran sonrisa? Los médicos. Por suerte, esto ha cambiado mucho y a ninguno se le ocurre hacer tal cosa hoy.

¿Acaso no puede ocurrir lo mismo con pautas como las que ofrecen sobre alimentación infantil? Estoy convencida de que sí. Por poner un ejemplo, con toda probabilidad la leche artificial que se daba a los niños hace cincuenta años estaría prohibida hoy. Y como ésta, ¡tantas cosas!

Otra forma de criar es posible (si así se desea, por supuesto). Si no, preguntad a vuestras madres por sus madres, sus abuelas. No imagino a mi bisabuela esterilizando biberones y chupetes o comprando una cuna con colchón de látex. Mucho menos haciendo papillas de cereales. Y sacaban a muchos hijos adelante.

¡Podemos!

 

 

 

 

 

Otras entradas

Diana Oliver

Diana Oliver

16 Comments

  1. Si te contará lo que muchas clientas me cuentan sobre lo que sus pediatras les comentan sobre el porteo…el desconocimiento es absoluto y preocupante. Enhorabuena por el post 😉

    • Muchísimas gracias, Laura. La verdad es que hay mucha desinformación sobre el tema. ¡Qué rabia! ¡Con lo bonito que es portear! 🙂

  2. Si es que… no es por nada, pero ni en nutrición, ni en medicina, ni en enfermería hay asignaturas de “crianza”. Es cierto que unos están más implicados que otros y cuando se implican se preocupan de formarse por su cuenta, dándose cuenta al fin que la última palabra la tienen siempre los padres del bebé.
    Es cierto lo que comentan de que se tiende a pedir una especie de “libro de instrucciones” al profesional sanitario, detrás de eso hay muy poca tolerancia a la frustración, mucha presión por ser una madre perfecta y mucho miedo a los errores, que se han cometido toda la vida y no nos ha ocurrido nada. Hay que potenciar la confianza en uno mismo, es lo único que nos permite tomar decisiones, mantenerlas si estamos satisfechos y avanzar. Si no… nos comen las críticas!

    • Totalmente de acuerdo en todo lo que dices. Efectivamente, hay que confiar más en nosotros mismos, en lo que hacemos, en nuestros bebés. Ojalá cada vez haya más información también… Gracias por tu comentario 😀

  3. Completamente de acuerdo contigo. Nosotros hemos ignorado algún consejo de nuestra pediatra sobre temas de lactancia… la pena es que seguro muchas madres sí los habrán segido.
    Concretamente, se de un caso en donde las enfermeras del hospital convencieron a la mamá de una niña prematura (un mes antes de tiempo) de que su leche no le gustaba a la niña y que era mejor darle fórmula… en fin, me muero de pena con estas cosas…

    • Lo de la niña prematura me ha dejado alucinada. El problema es que muchos profesionales necesitan una seria actualización. Confiemos en que cada vez haya más información y más papás bien asesorados. ¡Un abrazo!

  4. Oye me requetencanta este blog. Ya sé que ya lo he dicho pero con pocos me pasa que me leo toooodo y corro cada vez que veo nuevo post.
    Pasado el peloteo…jajaja

    Toda la razón. Estoy cansada de discutir con la gente que piensa que lo que dice el médico es la Biblia! Hombre por Dios! Saben de salud (y a veces ni eso en cuanto a lactancia por ejemplo)… o aea que de crianza cada uno tiene su opinión personal y no deberían implantarselas a las madres!

    • Jeje… ¡Gracias Maca! ¡Qué sol! 🙂 A mi también me aburren ya algunos comentarios pero bueno, santa paciencia ven a mi. Hagamos lo que creamos mejor porque al final es lo que cuenta. Besos.

  5. Yo quiero intentar volver a esto de la crianza a la antigua, pero qué complicadito me lo pone la gente ¡cómo no voy a darle cereales industriales a la bichilla! ¡La cuna y el carrito son lo mejor, nada de porteo ni de colecho que son prácticas peligrosas! Y la teta un atraso y con 6 meses ya no alimenta. En fin, que creo que me ven como la peor madre del mundo pero yo a la bichilla la veo feliz y sanita, que es lo que importa.

    • Exactamente igual pienso yo. Es como surrealista tener que dar explicaciones continuamente por algo en lo que crees. Y de peor madre del mundo nada, nuestros bebés están fenomenal, ¿no? Pues eso es lo que importa, y lo que digan los demás irá fenomenal para ellos. No hay más.

  6. Quizás lo que ocurre es que todas l@s primeroz@s tenemos dudas y no tenemos nadie a quien preguntar y por eso tiramos de médicos… Creo que la tribu 2.0 puede ayudarnos mucho en este sentido porque podemos contarnos nuestras experiencias sin ser (ni tener) ninguna autoridad que el resto. Solo como una madre /padre más.

    Besos guapa!

    • Desde luego que es un alivio encontrar apoyo en la tribu 2.0. Es genial, la verdad, y ¡blogs como el tuyo son de gran ayuda!:-)
      Besos de vuelta

  7. Hola! Estoy muy de acuerdo contigo en que la crianza y alimentación debe estar en manos de los padres, y que los pediatras no tienen la potestad ni obligación de imponer ningún tipo de pauta sobre cuanto debe comer o dormir tu bebe! Pero…. Como enfermera y con la experiencia que llevo a mis espaldas te diré que a veces esa autoridad que tiene los pediatras es por nuestra culpa. Culpa de madres y padres que no se preocupan por mirar en su sentido común y buscan una solución a modo de receta que piden con insistencia al pediatra o enfermera pediatrica. Con esto no estoy excusando ese comportamiento, pero he vivido en primera persona como madres me insistían en que deberías decirlas como hacer ciertas cosas u otras… Yo soy de esas enfermeras que siempre digo con una sonrisa en la cara, puesto que adoro mi trabajo, que usen su intuición, que ellas más que nadie saben lo que necesita su bebe.Y aunque lo normal es que haya recibido como respuesta otra sonrisa y caras de tranquilidad, también he tenido que ver malas caras, caras de no me estas solucionando el problema, tu dime como le doy el pecho, como si fuera un paracetamol cada 8 horas! Por eso, no excuso que ciertos profesionales hacen las cosas tremendamente mal, pero hay que pensar que a veces somos nosotros quien les otorgamos todo ese poder, para eludir nuestras propios miedos…
    Pero a pesar de todo, hay que escuchar, respetar, aprender y luego hacer lo que sientas y creas que es mejor para tu bebe, porque ya sabes que no es igual tener un Nenuco que un monstruito con pilas! :)))))
    Vaya historieta te he contado:)
    Un abrazo.

    • ¡Hola Ana! Te doy toda la razón del mundo. Parece que cargo toda la culpa a los médicos pero, como dices, los propios padres exigen el libro de instrucciones para quedarse más tranquilos. Digo exigen, y no exigimos, porque personalmente creo que como tú muy bien has dicho hay que “escuchar, respetar, aprender y luego hacer lo que sientas y creas que es mejor para tu bebe”.
      Estoy de acuerdo en todo lo que cuentas porque yo misma he visto como se quejaban, por ejemplo, de la matrona de mi centro de salud por no dar pautas exactas del tipo “da la teta cada 3 horas” o “a los X meses mete la ayudita” (cosa que sé que se sigue haciendo en otros sitios. Increíble). En cambio, a mi me parece una profesional de diez que te ayuda infinito sin meterse en nada de esto.
      Me encanta que hayas pasado por aquí, y más aún tu opinión. Mil gracias. Un beso.
      🙂

  8. Claro que podemos. Yo he visto en esos años que fumaban en el anuncio hasta los niños. Otra cosa interesante a pensar hoy es el tema tecnológico, como dice wl papá del gordo todavía no ha pasado el suficiente tiempo para saber si el wifi por ejemplo que son ondas tendrá alguna repercusión en el futuro….
    Besotes

    • Lo del móvil yo también lo pienso. Qué horror!! Cuántas cosas en unos años serán clasificadas como peligrosas o similar, eh? Qué mundo tan feo, a veces.
      Un besazo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

En cumplimiento de la legislación española vigente en materia de protección de datos de carácter personal y del reglamento europeo RGPD 679/2016 le informamos de:

Responsable: Diana Oliver + info

Finalidad: Gestión del envío de información solicitada, gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios. + info

Legitimación:: Consentimiento expreso del interesado. + info

Destinatarios: No se cederán datos a terceros para la gestión de estos datos.

Derechos: Tiene derecho a Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. + info

Información adicional:: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos Personales en mi página web Marujismo.com + info