12

Vinagre para recuperar una olla desahuciada

como-recuperar-una-olla-quemada

Cómo recuperar una olla quemada paso a paso

Una no es madre hasta que no cocina con olla exprés. Eso me he pasado diciendo años y años hasta que este verano, precisamente mi madre, no sé si con alguna “oscura” intención dirigida a que le haga abuela, me regaló una. Bien, ¿y ahora qué hago yo con esto que me da miedo? Mejor dicho, pánico. Tanto que el primer día que la utilicé para guisar unas lentejas esperé acurrucada a que saliese toda la presión. De verdad. Así de ridícula soy (a veces). Pero todo fue bien y, pocos días después, me vine arriba dispuesta a preparar unos garbanzos, aprovechando unas verduras que tenía en el congelador.

¡Tragedia! Me lié con los tiempos y mi casa se convirtió en un campo de batalla, llena de humo y con un olor que ha tardado varias días en abandonarnos.

Al abrir la olla me encontré esto:

olla-quemada

Después de mirar en Internet y preguntarle a Diana, puse la olla con agua y un buen chorro de Fairy a hervir. Y sí, entre eso y lo mucho que rasqué (con cuidadito, que si no, nos cargamos el antiadherente), conseguí desprender parte de lo quemado.

olla-quemada-recuperada

Pero no era suficiente, así que eché mano de un método infalible: Llamar a mamá.

Ella me recomendó que volviera a poner la olla en el fuego, pero, esta vez, con un buen chorro de vinagre (“del corriente, ¿eh?”, me dijo) y lo dejase un buen rato antes de volverla a fregar.

Y, oye, sucedió la magia.

truco-para-recuperar-una-olla-quemada

No se ha quedado como nueva, porque eso era imposible, dado el estado lamentable en el que estaba, pero puedo seguir utilizándola espero que por muchos años.

Lo de los garbanzos que, finalmente, prepararé al día siguiente, os lo cuento muy pronto.

¿Conocéis más trucos para recuperar una olla quemada?

Pilar Cámara

Pilar Cámara

12 comentarios

  1. Enhorabuena por el blog. Te sigo desde hace tiempo, pero no soy dada a comentar.
    A mi ya me ha pasado alguna que otra vez y además de vinagre, le echo un puñado de sal gorda.

  2. Yo la dejo con agua y lejía un día o dos, también para las bandejas del horno con salsas churruscopegadas, etc. Desaparece del todo!!

  3. Yo hice un estropicio similar con mis segundas lentejas (hace pocos meses, ya ves tú lo dada que soy a la cocina). Y pensé en tirarla a la basura, pero ya salió mi madre con los trucos del vinagre… total, que a mí no me dio resultado, pero se la llevé a ella y la salvó.

    • ¿Cómo lo hacen? Porque a mi me pasa igual muchas veces… Solucionan casos imposibles. ¿Cuál será su secreto?

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

En cumplimiento de la legislación española vigente en materia de protección de datos de carácter personal y del reglamento europeo RGPD 679/2016 le informamos de:

Responsable: Diana Oliver + info

Finalidad: Gestión del envío de información solicitada, gestión de suscripciones al blog y moderación de comentarios. + info

Legitimación:: Consentimiento expreso del interesado. + info

Destinatarios: No se cederán datos a terceros para la gestión de estos datos.

Derechos: Tiene derecho a Acceder, rectificar y suprimir los datos, así como otros derechos, como se explica en la información adicional. + info

Información adicional:: Puede consultar la información adicional y detallada sobre Protección de Datos Personales en mi página web Marujismo.com + info